EQUO pide a las instituciones, Junta de Andalucía, Diputación y Ministerio que no ninguneen por más tiempo a la zona norte de la provincia de Córdoba y actúen de forma urgente en la red de carreteras secundarias del norte de la provincia y en especial en la zona oeste de la comarca de los Pedroches. A pesar de los arreglos acometidos por la Junta de Andalucía en los tramos de Alcaracejos y Pozoblanco y Pozoblanco y Villanueva de Córdoba, parecen haber dejado en el olvido la zona oeste de la comarca. Los recortes llevados a cabo por el Partido Popular, estos últimos cuatro años desde el Gobierno, han provocado el abandono del mantenimiento de estas vías con el correspondiente deterioro.

La Junta y la Diputación están obligadas a invertir en la vertebración e infraestructuras imprescindibles para el desarrollo de las zonas rurales. El arreglo, conservación y mantenimiento de la red viaria es imprescindible para el desarrollo de la zona y el deterioro de las mismas agravará el aislamiento, la incomunicación de los habitantes y la ausencia de inversiones en la zona.

En palabras de Ana María Carnero, coportavoz de EQUO Córdoba, “El mal estado en que se encuentran algunos tramos de las carreteras de la zona norte, Villanueva del Duque – Hinojosa – Belácazar y Villaralto – Fuente La Lancha entre otras, pone en riesgo a los vecinos y vecinas usuarios de las mismas”. También comenta que “una red viaria en condiciones es imprescindible para el desarrollo de la actividad económica de la zona. La agricultura, la ganadería, la industria agroalimentaria y el turismo se están viendo perjudicados por el estado deficiente de las carreteras

Por su parte, Salustiano Luque, coportavoz de EQUO Córdoba, “apoya públicamente y se suma a las reivindicaciones de asociaciones empresariales de la zona y de los vecinas y vecinos usuarios por una mejor red viaria en la comarca de los Pedroches, y su salida natural a Castilla-La Mancha y a los ejes que comunican con la capital“. Añade además que “los pueblos de la zona están envejeciendo y despoblándose pero éste no debe ser motivo para que las Administraciones dejen en el olvido la comarca. Cuanto más deterioro de las infraestructuras y red viaria, menos actividad económica habrá, menos empleo y los jóvenes abandonarán en mayor número la zona