Alejandro López, del Club Tenis Pozoblanco, fue finalista de la primera prueba del circuito nacional IBP Uniuso by Wilson, que da acceso al mundial sub10 que se celebrará en Croacia.

La primera prueba del circuito nacional IBP Uniuso by Wilson se celebró en el Open Arena de Córdoba, del 27 al 30 de Diciembre, en tierra batida. La siguiente prueba se celebrará del 4 al 7 de febrero, en la Academia Sánchez Casal de Barcelona y la última, en la Ciudad de la Raqueta de Madrid del 19 al 22 de Marzo. El campeón del circuito, tendrá un wild card para el mundial sub 10, la Smirka Bowl, que se celebrará en junio, en Croacia, en la ciudad de Pulha.

En el circuito IBP Uniuso se dan cita los mejores jugadores nacionales a partir del 2006, que cumplirán 10 años en el año que vamos a entrar. Alejandro López que partía como cabeza de serie número 2, se enfrentó en primera ronda al cordobés Álvaro Cano, venciendo por un doble 4-0. En segunda ronda, ante el sevillano de la Federación Andaluza de Tenis, Gonzalo Gónzalez, también se adjudicó el partido por un doble 4-0. En semifinales, ante el granadino Nando Ordoñez, el resultado fue favorable por 4-2 y 4-0 y donde el rival le hizo los dos primeros juegos adversos del torneo.

Y en la final, ante el murciano Rafael Segado (4), que había vencido en su semifinal al número 1 del torneo, Pablo Sánchez, de Castilla y León, la victoria se la llevó el murciano con un juego más sólido y con mayor acierto. El resultado final fue de 1-4 y 0-4.

Un buen torneo para comenzar el circuito y donde tendrá que desplegar su mejor tenis para llegar a las rondas finales.

Por su parte, la otra representante del Club Tenis Pozoblanco, Irene Fernández, alcanzó semifinales en categoría femenina.