La parroquia de Nuestra Señora del Carmen en Cardeña ha comenzado este mes las obras de mejora de los exteriores de la misma.

Consistirán en el pintado de cornisas, molduras y tejas en color gris, eliminando así su color albero actual, para cumplir de esta manera con las condiciones estéticas y de composición de la ordenanza municipal de urbanismo. Asimismo, se pintará la fachada, los marcos vidrieras, la puerta de acceso al templo, el cancel de entrada y la puerta de la cochera, y además, se limpiarán las tachuelas de la puerta de metal y se le realizará un saneamiento en el cuerpo del campanario para después pintarlo.

Este proyecto será ejecutado por la empresa “Construcciones Fernández y Villa, S.L.”, cuya coordinación y adjudicación ha sido llevada a cabo por el Obispado de Córdoba quien, junto a la parroquia, han sido los encargados de la financiación. “El proyecto de pintura de las cuatro fachadas de la iglesia supone un elevado coste pero, gracias a la infinita colaboración de todos los vecinos y vecinas de Cardeña y propietarios de fincas del término municipal, además de la aportación económica del Obispado de Córdoba y la colaboración del Ayuntamiento de la localidad, ha sido posible”, indica el párroco.

Se prevé que los trabajos tengan una duración de dos meses. “Tras un intenso año de trabajo por parte de la Comisión que fue creada para tal fin formada por feligreses de la parroquia, tenemos la satisfacción de haber cumplido el sueño de todos los feligreses de Cardeña de poder ver nuestro templo limpio y en buenas condiciones”, explican desde la parroquia.