Actores y público resisten las malas condiciones meteorológicas y sacan adelante las cinco funciones con lleno en las gradas de la plaza y con un magnífico ambiente festivo en el pueblo

Sólo ha faltado que la nieve cuajara esta mañana, porque por momentos hizo presencia el agua nieve y el frío, y la lluvia mantenía su presencia en el Auto Sacramental de los Reyes Magos de El Viso, una tradición de la que se tiene constancia al menos desde hace dos siglos y que es más que una representación de teatro popular. Los viseños han vivido estos días integrados en el escenario monumental de la Plaza de la Constitución, pues los Reyes, como se conoce en la población a este evento que se celebra cada cuatro años, es una especie de filosofía de vida que convierte a los habitantes de esta población de algo menos de 3.000 habitantes en artífices, de una u otra forma, de esta gran tradición.

Más de 200 personas han participado en las cinco funciones. Todas han salido adelante pese al frío y la lluvia. Sólo la del viernes 5 se suspendió unos minutos antes de terminar porque caía un fuerte aguacero. Precisamente esta representación es la única que no se llenó del todo por coincidir con las cabalgatas. Incluso esta mañana el Auto ha comenzado lloviendo, con la grada llena de paraguas, y anoche se soportaron temperaturas cercanas a los 0º.

Más de 7.000 personas han abarrotado las funciones y el ambiente en El Viso ha sido excepcional. El alcalde de El Viso, Juan Díaz, ha expresado que “es un evento que está en las raíces, en las señas de identidad y en la personalidad de todos los habitantes del pueblo y eso se nota en el pundonor y en la capacidad de superación de todas las personas implicadas en el auto”. Díaz ha señalado que “todas las familias tienen a alguien implicado directamente y eso hace que sea un evento muy participativo”. El alcalde ha indicado que “estábamos temerosos de que pudiera suspenderse alguna función pero tanto los actores como el público han decidido apostar fuerte y hemos visto las gradas llenas todos los días”. Incluso esta mañana, “con pronóstico de nieve, ha habido otro ‘no hay billetes’ pese a que no ha parado de lloviznar”, ha señalado Díaz. El alcalde ha agradecido a todos los asistentes su presencia en condiciones tan adversas y los ha citado para el año 2022, año en el que “El Viso volverá a presentar esta magnífica experiencia”.

El director de la obra, José Rafael López Pizarro, ha destacado el elevado nivel y el compromiso de los actores, que “en ningún momento han dudado en actuar y que eran quienes decidían sacar adelante la obra sin importarles si llovía o no”. López Pizarro, que ha agradecido también al público el apoyo, ha explicado que ya está pensando en los personajes y en el auto de dentro de cuatro años: “Esto es un pasión y una rueda que no cesa, en 2022, los Reyes, los pastores, José y María, Herodes y todos los personajes volverán a El Viso”.

El Auto Sacramental de los Reyes Magos completa todas sus representaciones pese al intenso frío y a la lluvia