Para leer sobre arqueología en Los Pedroches tenemos el blog perfecto, “Historia desde la Jara“, de Juan Palomo. Sin embargo, hoy publicamos unos artículos realmente interesantes para que puedan ser leídos con tranquilidad por quien tenga interés en este tema.

Como introducción nos vale lo ya escrito por Palomo, quien hace referencia a su contenido [ver aquí].

Manuel Aulló, ingeniero agrícola de profesión, llegó a Villanueva de Córdoba en 1921 para combatir una plaga forestal que asolaba al encinar de los Pedroches. Con él vino Ángel Riesgo, auxiliar de montes (equivalente a un ingeniero técnico agrícola actual), que es quien descubrió el potencial arqueológico de los Pedroches. Manuel Aulló, que firmaba pero no excavaba, obtuvo una concesión para practicar excavaciones arqueológicas por Real Orden de 20 de septiembre de 1923. Las excavaciones, absolutamente todas, fueron realizadas por Ángel Riesgo.

Fruto de estas excavaciones, Ángel Riesgo publicó en la “Revista del Auxiliar de la Ingeniería y Arquitectura” una serie de artículos con información de lo descubierto. Gracias a estar digitalizados por la Biblioteca Nacional de España, podemos acceder a ellos: