El alcalde de Pozoblanco, Santiago Cabello, ha anunciado que el Consistorio va a encargar un estudio de necesidades como siguiente paso para la construcción del centro residencial para mayores, para el que ya está reservada una parcela de 11.000 metros cuadrados.

El regidor ha explicado esta decisión tras realizar una visita de trabajo a Sevilla, en la que tanto él como el concejal de Urbanismo, Jesús Agudo, la concejal de Mayores, Anastasia Calero, y la arquitecta municipal, Marta Moreno, se reunieron con varios profesores de la Cátedra de Economía Social, Ética y Ciudadanía de la Universidad Pablo de Olavide. El viaje, realizado de forma conjunta con varios miembros de la Plataforma Ciudadana de las Personas Mayores y Dependientes, que venía preparando estas citas de acuerdo con el Consistorio desde hacía dos meses, se completó de forma posterior con una visita al centro residencial San Vicente Ferrer. Situado en el municipio sevillano de Castilblanco de los Arroyos, este establecimiento fue declarado mejor centro de atención a personas mayores de Andalucía en 2013.

A la reunión en la Pablo de Olavide, además de los miembros del equipo de gobiernoy los responsables de la Plataforma, acudieron los profesores José A. Sánchez, director de la Cátedra de Economía Social, y Laura López de la Cruz, codirectora.  La comitiva recibió información sobre los distintos modelos de gestión y construcción que se pueden abordar y sobre las últimas novedades en este ámbito. En la residencia San Vicente Ferrer conocieron por último las dependencias y el día a día de un centro que es ahora mismo un referente en el contexto andaluz en cuanto a atención a mayores. Se reunieron allí con José Romero y Abel Catela, responsables del Grupo Cooperativo El Roble, que gestiona este centro residencial.

El alcalde de Pozoblanco ha explicado que, tras estos encuentros informativos, lo que ahora se afrontará es el citado estudio de necesidades, que será la base necesaria sobre la que comenzar a trabajar y en el que se estudiará la situación actual que se vive en Pozoblanco y Los Pedroches, el estado de las listas de espera y los potenciales usuarios, lo que “se analizará de forma rigurosa y exhaustiva y en base a los informes demográficos”. Santiago Cabello ha explicado que lo que se pretende es construir un espacio residencial con “opciones innovadoras que puedan ser complementarias como viviendas colaborativas y que puedan servir para atender a personas con diferentes tipos de dependencia”. También ha explicado que en la gestión “se han analizado los últimos avances en programas de envejecimiento activo”, que también se van a aplicar en el centro que, destinado a ese fin, se está construyendo ahora mismo en la zona de El Torilejo.

El regidor ha añadido que el Ayuntamiento “está realizando un esfuerzo para atender esta demanda histórica” y que continuará trabajando para lograr un centro residencial que considera “fundamental no sólo para la atención que merecen nuestros mayores sino también para fijar población en el entorno rural y para crear empleo de calidad”. Cabello ha explicado que es un proyecto de gran importancia, el cual merece por ello “un estudio detallado para que se puedan tomar las mejores decisiones en busca de un centro residencial que sea sostenible, adecuado a las necesidades reales, eficiente y que busque la excelencia”.

La Plataforma, tras el encuentro, le explicó al alcalde y los concejales desplazados a Sevilla que, a su juicio, el plan de necesidades impulsado por el regidor y su equipo de gobiernose debe acelerar en lo posiblepues será básico para confirmar las demandas de la población y la mejor respuesta para su atención. La Plataforma se mostró satisfecha de que los profesionales consultados mostraran su confianza en que el Ayuntamiento de Pozoblanco pueda afrontar la construcción y puesta en marcha de la residencia dado las características con las que cuenta el municipio. El alcalde, por su parte, mostró su agradecimiento a la Plataforma “por la colaboración en esta iniciativa tan importante para el futuro de la localidad”.

Fundamental para que se haya podido iniciar este proyecto fue la decisión de Consistorio de destinar un solar de 11.000 metros cuadrados para este proyecto, con lo que se ha dado ç respuesta a una demanda histórica que nunca antes había sido atendida. Esta bolsa de terreno se pudo liberar para ese fin gracias al desarrollo del Plan Parcial R2A. Para adecuar el solar a sus futuros usos también se han dado en los últimos meses otros tres pasos importantes por parte del equipo de gobierno. Uno esel cambio de usos de esos terrenos, que antes era deportivo o educativo y que se aprobó el pasado agosto, lo que supuso una innovación de las normas subsidiarias de la localidad. Otro, la consecución de la cesión de las vías pecuarias que pasan por este paraje y que eran propiedad de la Junta de Andalucía, algo que se ha conseguido a través de una permuta. El tercer paso ha consistido en lograr que comience a desarrollarse por parte de los propietarios una unidad de ejecución conlindante, parte de cuyos terrenos se integrarán en el recinto del centro residencial.